Brainard - Fed

 

Lael Brainard advierte de que una retirada demasiado rápida de los estímulos entrañaría riesgos para el mercado laboral de EEUU, así como para la economía internacional.

La gobernadora de la Fed Lael Brainard, una persona cercana a la presidenta del banco central estadounidense, Janet Yellen, y por tanto una de las voces a las que más atentamente escuchan los mercados, ha enfriado este lunes la posibilidad de una subida de los tipos de interés en EEUU.

Lael Brainard no se ha referido expresamente a las tasas, pero ha señalado que una retirada demasiado rápida de los estímulos por parte de la Reserva Federal supondría un riesgo para el mercado laboral de EEUU, que considera que todavía no se encuentra del todo restablecido, y podría provocar mayor inestabilidad en las economías internacionales.

Las palabras de Brainard contrastan con las pronunciadas a finales de agosto por la propia presidenta de la Fed, Janet Yellen, en la conferencia de banqueros centrales de Jackson Hole, donde alimentó las expectativas de una subida de tipos aludiendo, precisamente, a la mejora del mercado laboral y a la evolución de la actividad económica en EEUU que, según dijo entonces, se estaba acercando ya a los objetivos de la Fed en términos de crecimiento e inflación.

La Reserva Federal afronta su próxima reunión, prevista para los días 20 y 21 de septiembre, con una gran división de opiniones entre sus miembros. El pasado viernes, el presidente de la Fed de Boston, Eric Rosengren, advertía de los riesgos de no elevar los tipos en un contexto de riesgos internacionales, por un lado, y de fortaleza de la economía estadounidense, por otro, que podría provocar un sobrecalentamiento.

Por su parte, Lael Brainard ha sido durante los últimos meses una de las más firmes defensoras de la política de tipos bajos de la Fed, argumentando que Estados Unidos es vulnerable a los problemas económicos de Europa y Asia.

Tras las palabras de Brainard, Wall Street ha acelerado sus ganancias, con una subida de alrededor de un 1% en el Dow Jones frente al comportamiento casi plano del índice al comienzo de la sesión.

 

Fuente: expansion.com