El EUR/USD va camino a tener la cuarta caída semanal consecutiva, algo que no ocurría desde febrero de 2013. Se trata de todas formas de la semana en que las caídas han sido más moderadas.

Las palabras de Draghi de principios de mes dejaron al euro debilitado y se mantuvo de esta forma. El próximo jueves será la decisión del Banco Central Europeo por lo que hasta entonces se podría esperar cierta consolidación, a menos que surjan nuevos rumores.

Por lo pronto, en caso de continuar a la baja, en el gráfico semanal encontramos una zona de soporte fuerte entre 1.3380 y 1.3420, que no parece ser fácil de quebrar. Antes de este nivel, una zona de parada probable es 1.3540, en donde está el retroceso de Fibonacci del 23.6% del último rally.

Las señales del gráfico de semana siguen siendo favorables para el dólar, aunque el oscilador estocástico ya empieza a dar indicios de agotamiento). Un regreso por encima de 1.3750 modificará levemente este escenario, removiendo momento bajista. De seguir recuperando la próxima resistencia será 1.3830 y luego 1.3900.

EUR/USD SEMANA - 30 de MAYO
EUR/USD SEMANA – 30 de MAYO