• El GBP/USD como se puede ver en el gráfico quebró ayer una línea de tendencia alcista que venía guiando el recorrido desde mediados de noviembre.
  • La libra no logró aguantar por encima de 1,6080 y se desplomó hasta 1,6040 y recientemente extendió el recorrido bajista y llegó a 1,6004. Como se puede ver en el gráfico, el par pausó la caída, formo una bandera y luego continuó cayendo. ¿Será 1,6000 el destino final?

  • La tendencia en el muy corto plazo es bajista aunque se muestra en  niveles extremos de sobreventa y parece necesitar al menos una pausa antes de seguir cayendo (esto ocurre tanto en los indicadores de hora como en 4 horas).
  • Por debajo de 1,6000, lo soportes se ubican en 1,5980, 1,5960 y 1,5930.
  •  Hacia el alza, para recuperar momento e incrementar las probabilidades de una recuperación más sólida el GBP/USD deberá de subir por encima de 1,6040 con lo cual le quitaría fuerza al dólar.