La caída del dólar llevó al GBP/USD a trepar con fuerza y superar claramente 1,6300 por primera vez desde agosto de 2011. La clave ahora pasará por ver si se logra consolidar por encima.

El retroceso del GBP/USD desde 1,6300 durante la segunda mitad de diciembre de 2012 encontró soporte en la medía móvil diaria de 55 períodos desde donde rebotó. La fuerte suba producida en el último día del 2012 y en el segundo del 2013 llevó a al GBP/USD a dispararse y regresar de nuevo a la zona de resistencia en torno a 1,63.

La libra deberá de confirmar el quiebre con un cierre diario por encima de este nivel. Como se puede ver en el gráfico no es necesariamente una tarea sencilla, ya que a simple vista en el pasado ha tenido grandes dificultades y no ha podido hacerlo desde fines de agosto del 2011.

Un cierre significativamente por encima de 1,6300 abrirá las puertas a una continuación en los recorridos en línea con la tendencia alcista de mediano plazo. En caso de no lograr hacerlo, habrá que estar atento a las señales de corrección.

En el muy corto plazo, un regreso por debajo de 1,6270 le restaría momento a la libra mientras que al alza, de volver por encima de 1,6340 la mirada pasará a los máximos del día (1,6375).

 

gbpusd 2