La presidenta de la Fed pide que los cambios fiscales vayan dirigidos a aumentar la productividad

  • También reclama que las medidas sitúen las cuentas fiscales de EEUU en una trayectoria sostenible
  • Yellen reitera que no es bueno esperar demasiado para retirar la acomodación monetaria

 

fed-yellen-770Es una de las principales declaraciones de la presidenta de la Reserva Federal (Fed), Janet Yellen, en su comparecencia ante el Comité Bancario del Senado. «Los cambios en la política fiscal y en otras políticas económicas pueden afectar potencialmente a las previsiones económicas. Por supuesto, es demasiado pronto para saber qué políticas fiscales se aplicarán o cuáles serán sus efectos económicos», ha añadido, en referencia a la promesa de Donald Trump de presentar un «ambicioso» programa de bajadas de impuestosen cuestión de semanas.»Aunque no es mi intención opinar sobre impuestos específicos o propuestas de gasto, me gustaría destacar la importancia de mejorar el ritmo de crecimiento a largo plazo y de aumentar los estándares de vida americanos con políticas destinadas a mejorar la productividad«, ha comentado Yellen.

Yellen también ha lanzado otros mensajes indirectos a Trump, al comentar que «también deseo que los cambios en política fiscal sean consistentes con situar las cuentas fiscales de EEUU en una trayectoria sostenible. En cualquier caso, es importante recordar que la política fiscal es uno de los muchos factores que puede influenciar las previsiones económicas y la senda apropiada de la política monetaria». Durante el turno de preguntas y respuestas, Yellen ha añadido que la trayectoria fiscal de EEUU «no es sostenible», debido al déficit creciente del país.

Otra de sus declaraciones más interesantes, aunque menos novedosa, es que ha reiterado su opinión de que «esperar demasiado tiempo para retirar la acomodación sería imprudente, ya que potencialmente obligaría al FOMC (Comité Ejecutivo de la Fed que decide la política monetaria) a subir los tipos de interés rápidamente, lo que sería un riesgo para los mercados financieros y empujaría a la economía a una recesión».

En su discurso, publicado por la Fed en su página web, Yellen ha comentado que la economía estadounidense creó 190.000 empleos mensuales de media durante la segunda parte de 2016 y que en enero se crearon 227.000. En total, Yellen ha destacado que, desde 2010, se han creado 16 millones de puestos de trabajo en EEUU.

Entre sus previsiones, Yellen ha señalado que espera que la economía siga expandiéndose a un «ritmo moderado», que el mercado laboral siga mejorando y que la inflación se dirija al objetivo de la Fed del 2%. Pese al efecto de la subida del petróleo y la gasolina sobre el IPC, la banquera central ha reiterado que las expectativas de inflación a largo plazo han variado «poco, en general, en los últimos meses».

En relación a la política monetaria, ha recordado que en la última reunión de la Fed, el banco central reiteró que la evolución económica «justificará nuevos aumentos de los tipos de interés para mantener los objetivos de inflación y empleo». La previsión de los miembros del FOMC es que la Fed suba los intereses tres veces a lo largo de 2017.

«En nuestras próximas reuniones, el Comité evaluará si la inflación y el empleo continúan evolucionando en línea con sus previsiones, y si es así un ajuste mayor de los tipos de interés sería apropiado«, ha dicho Yellen. Al mismo tiempo, también ha comentado que el tipo neutral de los tipos en EEUU se mantiene en niveles históricamente bajos, debido a la caída de la productividad, el menor crecimiento económico frente a la media histórica y la demanda de activos seguros por parte de los inversores.

Por último, Yellen ha reiterado que su compromiso es cumplir con su mandato, cuya finalización está prevista para principios de 2018. El consenso no espera que Donald Trump le proponga para un segundo mandato.

 

Fuente: bolsamania.com